Pretto y su balance del 2019.

Fue otro de los grandes años para el cordobés de Sacanta, de esos que como decimos habitualmente en MundoBochas son para ponerle el marco y hacer un cuadro. En el cierre y cuando ya han dejado de rodar por unos días las lisas y rayadas, Nico repasó todo lo vivido.
Arrancó con los especiales, con los torneos de nuestra bocha sudamericana, de nuestro estilo. «Este año arranque bien, después a mitad de año anduve más o menos y terminé bien ganando el provincial de parejas. Y en el argentino ganamos muy bien de punta a punta con Pablo (por Apez) de parejas y fue especial porque era la primera vez que podíamos jugar juntos el argentino ya que los años anteriores gané seguido los provinciales individuales y entonces podía jugar el argentino individual y de tríos, no podía jugar pareja porque siempre se juega en simultáneo con el individual. Pienso que eso me perjudicó a mí porque antes vos podías jugar todas las modalidades y con Pablo si pudiéramos haber jugado más argentinos podríamos haber ganado más, porque el primero que jugamos lo ganamos. Así que muy contento, muy feliz por eso porque en los campeonatos más importantes, donde quedás marcado para la historia de nuestro deporte, pudimos ganar bien. Después se vino el binacional en Chile que también pudimos ganarlo, es otro título que suma para mi carrera».
También a la hora del balance Tucumán 2019, el mundial de raffa volo, fue parte del análisis. » Para mí era una experiencia nueva ya que no había jugado ningún mundial de punto-raffa-volo obviamente que no me quedé conforme porque quería llegar a medalla y una vez que estás en medalla pienso que es para cualquiera. pero soy realista y me parece que Italia lleva una diferencia muy grande al resto, hablo en mi caso porque en Argentina es difícil competir ya que no tenemos cancha de raffa volo. Yo creo que cuando haya una cancha de raffa volo vamos a ser más competitivos, así que estoy contento porque creo que jugué bastante parejo en el mundial. El primer partido me tocó contra Italia (Formicone) y le hice un gran partido a pesar de que el resultado fue muy holgado para él. Yo creo que jugué un gran partido. Contento porque sumé otra experiencia en otro estilo internacional».
Y llegamos, en este recorrido del calendario a Turquía, Mersin, el mundial de zerbín. «Creo que superó mis expectativas, todos mis sueños, lo que yo soñaba hace mucho tiempo ya que pude ganar todo en juveniles tanto a nivel provincial, nacional y mundial, internacional y panamericano y también en mayores. Solamente lo único que me faltaba era salir campeón del mundo de mayores de un mundial ya que había ganado la medalla de oro en los Juegos Mundiales 2017 en Polonia que era de mayores pero era un evento donde estaban todos los deportes amateurs y no específicamente de bochas. Este año se me dio y por cosas del juego no me traje dos títulos mundiales en una competencia. Estoy sumamente contento, como digo siempre no caigo de todo lo que he logrado, de todo lo que hago día a día en este deporte. Pero yo sé muy bien y la gente que me rodea hace mucho tiempo, principalmente mi familia, sabe del esfuerzo que hago en llegar a cada competencia al cien por ciento. Como somos humanos, a veces se puede estar bien y a veces no. A veces hay un poquito más de suerte y a veces no, son cosas del deporte, pero que yo dejo todo para estar al ciento por ciento en cada competencia eso sí lo digo y lo afirmo porque es así».
La hora de los premios, del reconocimiento por los logros alcanzados llegó en el cierre de la temporada. «Los premios ya sea el Escudo de Oro que lo da la Confederación de Deportes, estuve ternado para el Cóndor de Oro que lo da la Agencia Córdoba Deportes y pude ganar por primera vez el Cóndor de Plata, el Círculo de Periodistas Deportivos me ternó para el Rombo de Oro en el cual gané el Córdoba Cuna de Campeones. El Olimpia, el
que yo quería ganar, pude ganarlo y ya van tres Olimpia en mi corta carrera. Todo es felicidad, es tratar de poner los pies sobre la tierra para poner nuevos objetivos para el 2020».
Sobre su futuro, confirmó que sigue en el mismo club, en Social y Deportivo Sinsacate. «Estamos muy contentos y yo personalmente estoy muy contento de estar en ese club. La verdad que nos brindan todo su apoyo, especialmente José Luis (Liborci) y toda la gente del club nos muestran un gran aprecio y nos reconoce mucho que estemos en el club».
«Feliz» así resumió su estado y sobre lo que vendrá indicó que va a «tratar de poner nuevos objetivos. Yo creo que con todo lo que me ha pasado, he ganado todo lo que un deportista en bochas quiere ganar y ahora quiero mantenerme y tratar de estar siempre arriba en este deporte. Lo que me importa también es que los chicos jueguen a este deporte y conozcan los estilos internacionales para que puedan soñar. También es un rol que cumplo yo, tengo escuela de bochas, soy profe de Educación Física y no quiero que este deporte muera nunca».

Nicolás Pretto, el multicampeón…




A %d blogueros les gusta esto: